Muebles de comedor

MUEBLES DE COMEDOR EN LA DECORACIÓN

Como elegir los muebles de comedor perfecto

El aparador es uno de los muebles de comedor muy funcional y aporta mucho a la decoración de cualquier comedor. Si estás buscando las claves para escoger el mueble de comedor perfecto, aquí las vas a encontrar.

El estilo del aparador como MUEBLES DE COMEDOR

La variedad en el mercado es mucha. El aparador es un mueble muy práctico y una herramienta esencial para organizar menaje. Por lo general, se colocan cerca de la mesa de comedor para que sea más fácil vestir la mesa. POr otro lado cumple un papel decorativo destacable. Puedes elegir un aparador en la misma línea que el resto de mobiliario, es decir, mantener el estilo decorativo, o bien es un mueble que se presta a convertirse en foco de atención. Como auxiliar que es, se podría decir que tiene el lujo de ser diferente. Quizá a tu salón-comedor le falte un toque, una nota característica o personal, y el aparador puede dársela. Basta con que escojas una pieza de otro color o acabado, aunque mantengas la línea.

 Claves para montar los MUEBLES DE COMEDOR perfecto

Un aparador, mil diseños

Al hablar de diseño nos referimos a que tendrás que elegir un modelo alto (son más estrechos y crecen en altura) o bajo (más rectangular). Al tratarse de un mueble de capacidad, ideado para guardar, suelen ser grandes; aunque por suerte hay diseños pensados para comedores mini que reducen las dimensiones. Cualquiera de los modelos puede ir instaladoren la pared: suspendidos y sin patas; apoyado en el suelo o con patas altas o bajas. Es una cuestión estética. La decisión depende de si quieres un modelo más actual, más ligero, con mayor presencia visual…

¿Cuánto debe medir el aparador como mueble de comedor?

Los aparadores suelen tener un fondo de 50 cm. Son piezas grandes y debes tener en cuenta que, apoyados en la pared, sobresalen bastante. Los más estrechos, pensados para espacios de dimensiones reducidas tienen 35 cm pero cuesta encontrarlos, no es lo frecuente -no descartes recurir a un mueble a medida-. Piensa que menos no suelen tener si se conciben como aparadores porque no entraría la vajilla. Ahora bien, en el mercado hay muchos muebles de menor fondo (20-30 cm) que puedes componer a modo de aparador para aprovechar una pared y ganar algo de almacén y que sirven para guardar la cristalería o como mueble bar.

En cuanto al alto y ancho, las opciones son muchas. Hay muebles fijos y otras firmas proponen composiciones modulares para que las diseñes a tu antojo en función del espacio.

Elegir aparador como mueble de comedor en función de …

Has de tener en cuenta el tamaño del comedor para elegir una pieza acorde que encaje. El aparador puede ser más largo o más corto que la mesa. Así que no tienes que tener en cuenta la medida de la mesa para elegir aparador. Es preferible que midas el hueco de la pared donde lo quieres colocar. Lo ideal es que queden al menos 10-15 cm entre la pared y el mueble y lo mismo al lado contrario entre el aparador y el mueble que vaya a continuación. Si hay más distancia, el espacio se verá despejado. Lo que aquí te indicamos son los “mínimos” para que te sirvan de referencia.

Cuanto más alto sea una aparador más pesado resultará visualmente. En este caso es recomendable colgar el aparador en la pared o bien escoger un diseño de patas altas, que dejan despejada la zona cercana al suelo. Es importante cuando elijas un aparador suspendido asegurarte de la calidad de los herrajes y su sistema de instalación así como el tipo de pared que tienes en el comedor para que soporte bien el peso que tendrá tanto el mueble como el contenido que guardes en su interior.

¿Qué espacio libre hay que dejar alrededor?

Como la elección del tamaño del aparador para tu comedor está muy relacionado con las medidas del comedor y las indicaciones que te vamos a dar a continuación, vamos a ver cuáles son los centímetros que debes respetar.

Si tiene puertas y cajones deberías poder abrirlos con comodidad sin que ningún mueble (mesa o sillas, habitualmente) interfiera o no te deje abrir la puerta por completo. Ten en cuenta que es muy incómodo tener que desplazar la mesa cada vez que quieras acceder. Así que mínimo ha de quedar un hueco de 40 cm para puertas de ese tamaño. Lo ideal son 60 cm.

La distribución interior del aparador

Cuando puedes elegir la distribución del interior del aparador porque es a medida, porque el modelo que compres lo permite o porque los estantes son regulables en altura, lo mejor es que midas lo que quieres guardar. Pero para que tengas una referencia, te contamos que para guardar botellas necesitas un espacio de 35 cm de alto. Para platos, basta con 25-30 cm de altura entre estantes. Ten en cuenta que si es mayor el espacio, apilarás más los platos y luego no será cómodo acceder a ellos. Para guardar un juego de café o vasos bajos bastan 20 cm. En cuanto a los cajones, sirven 10 cm de alto para la cubertería y al menos 20-25 cm para guardar mantelerías.

Los materiales del aparador

Aquí de nuevo las opciones son muy variadas. Puedes encontrar un aparador en madera maciza o realizado en DM (un tablero de virutas prensadas de uso muy frecuente) y acabado en chapa de madera natural, melaninas o lacas, también frentes de cristal, chapas metálicas… todo depende del estilo que se le quiera dar. Es importante que tengas en cuenta la calidad del mueble ya que a mejor calidad, casi con seguridad te garantizas una larga vida del aparador. También es verdad que el precio se eleva con materiales de mayor calidad como la madera maciza o las lacas. Las bisagras aseguran también un correcto funcionamiento de las puertas, que pueden incluir un tirador o llevar sistema “toca-toca” -elimina el pulsador y la puerta se cierra por presión e imán-. Lo mismo ocurre con los cajones.

También en el salón

Aunque en este artículo estamos repasando las claves para elegir el aparador correcto para tu comedor, esta pieza resulta versátil y decorativa y hay quien prefiere llevársela también al salón. El aparador puede ocupar un puesto de transición entre comedor y salón o bien convertirse, por ejemplo, en el mueble de los audiovisuales. Según el modelo, está permitido. Al igual que son muebles que puedes lucir en el recibidor y en zonas de paso.

La decoración del aparador

En sí este mueble auxiliar en una pieza, como hemos dicho, con mucho peso estético. Pero además, has de cuidar la decoración que lucirás sobre él. En los aparadores de mayor altura, es decir, los de diseño vertical, basta con que coloques una planta encima o uno o varios adornos deco no muy altos. Incluso, una lámpara de poca altura. Los de diseño horizontal se prestan a lucir una lámpara más estilizada, apoyar un cuadro en él, un jarrón y alguna caja. Para acertar, juega con las alturas de los elementos que decoren el aparador y no busques la simetría en alturas a cada lado. Es decir, deja que en un extremo del aparador el elemento deco sea alto y en el contrario busca otros más bajos.

Las paredes y el mueble aparador

Según la decoración de las paredes, los elementos que coloques sobre el aparador deberán variar y viceversa. Es decir, puede que quieras crear una composición de láminas y cuadros o colocar un maxi cuadro o espejo en la pared. Entonces, no coloques marcos sobre el aparador. Muestra libros, cajas, jarrones, una lámpara… También funciona dar protagonismo al aparador con un papel pintado en el frente sobre el que se apoye. Este destacará la línea del mueble, como en esta imagen de un proyecto del estudio R de Room.

Mas información sobre muebles de salón Modernos

Cómo elegir el aparador perfecto

Para poder hacer este tipo de elección hay que primero tomar en cuenta las dimensiones, el estilo, el diseño, materiales y especialmente el gusto de cada persona. El aparador es…

Deja un comentario